Poemaria

Home POEMAMIX La Arboleda

La Arboleda

E-mail Print PDF

Retazos de mundo lloviznaban ese día.

Una puerta se abrió en una nueva cornisa

paso a paso, vi las hojas de mi diario refugio

despeinando el periódico vespertino.

 

Allí mismo, se sacudió en digitados sollozos

veinte párrafos antes, la última paloma

entre balas, javas y hamburguesas.

Una ola de melancolía estalló entre mis dedos

pétreos como alguna Constitución de ron añejo

Atrapados en el dolor ajeno, la melancolía me ha dejado

maniatado de mentiras, que repiten sangre desde un catalejo.

 

Gira el planeta de melancolía en helvética, times y arial venganza

¡los brazos se cubren de gris e impresa maleza!

La asfixia indomable me golpea, quiere atenazarme la sordera

colocarme dos antenas, dos pantallas y una tv de cadenas

Y afuera el único árbol esmeralda me contempla.

 

En mi melancólica decadencia, solo oteo esa última arboleda,

una ventana aún abierta y el canto vaticano de porcelana demencia

La avanzada de letras poco a poco digitales, mi voz enrojece,

ya es un graznido de publicidad, casi un dictador de telenovelas.

Solo la esmeralda arboleda del último museo,

alza su mano entre las calles de violencia.

 

En la noche, una lánguida voz anuncia en el melancólico planeta,

un último boletín de arrogante prensa.

Relata de un desquiciado hombre, flaco y gris en letras

que sigue abrazado a una verde arboleda.

  Volver